WALLABY DE BENNET (macropus rufogriseus)

Estado: Disponible

REF: 14

ESTADO DE LA ESPECIE
                                  
                                
                              

 

UICN: fue catalogado en el Lista Roja en 2.008 como LR (menor riesgo) la  permanencia  en su hábitat no corre peligro aunque se seguirá trabajando en su conservación.
 

CITES: no incluida.
                               

CATÁLOGO NACIONAL DE ESPECIES AMENAZADAS: especie no incluida.
 

CATÁLOGO ESPAÑOL DE ESPECIES EXÓTICAS INVASORAS: especie no incluida.

CATÁLOGO VALENCIANO DE ESPECIES AMENAZADAS DE FAUNA: especie no incluida.
 
        

         REINO: Animalia.             

         FILO: Chordata.
         CLASE: Mammalia.                                                                  
          ORDEN: Diprotodontia.
         FAMILIA: Macropodidae.                    
         GÉNERO: Macropus.
         DISTRIBUCIÓN: Coste Este de
         Australia y Tasmania.
         HÁBITAT: praderas, llanuras,
         zonas boscosas y de matorral.
         LONGITUD: 50 – 100 cm.
         LONGITUD COLA: 60 – 75 cm.
         PESO: 10 – 25 kg.
         GESTACIÓN: unos 8 meses.
         CRÍAS: 1 cría.
         LONGEVIDAD: en cautividad unos 16 años.

     

      Son de hábitos nocturnos y solitarios, aunque pueden compartir áreas de alimentación con otros ejemplares.

      Normalmente se comunican con gestos y solo en situaciones extremas pueden gruñir, silbar y hacer chasquidos.

      Se aparean en cualquier época del año pero el óvulo fecundado no se implantará hasta que la madre considere que las condiciones de hábitat y alimentación garanticen la gestación y crianza. El feto nace unos 32 días después de la gestación, inmediatamente y tras varios minutos recorre la distancia entre la vagina y el marsupio de la madre. Anteriormente ésta ha lamido el trayecto dejando un rastro de olor al feto.

      Una vez llega al marsupio (un pliegue de la piel que recubre las mamas y forma una bolsa epidérmica que funciona como una incubadora) se agarra a uno de los cuatro pezones, el cual se hincha y bloquea al feto. Esto garantiza que se asegure la ingesta de leche materna para su total desarrollo y en los desplazamientos de la madre no pueda soltarse. Así permanecerá unos 8 meses, una vez transcurrido este tiempo empezará a asomarse y comer lo que puede alcanzar cuando la madre se esté alimentando. Cuando salen totalmente seguirán utilizando la comodidad del marsupio en los desplazamientos y en las situaciones de peligro.